VICENTE BELLVER CAPELLA, miembro del Comité de Bioética de España. El artículo completo en: ACEPRENSA

El Parlamento Europeo ha decidido tramitar por urgencia la propuesta de la Comisión de crear un certificado digital verde con el objeto de facilitar la circulación libre y segura de los ciudadanos dentro de la UE mientras continúe la pandemia de covid-19. Si todo transcurre según lo previsto, en las próximas semanas recibirá la aprobación definitiva (…)

Las ventajas de esta medida son obvias (…)

Desafortunadamente, esta propuesta no está exenta de riesgos:  El riesgo de que se prolongue la excepción y la desigualdad de derechos.

En conclusión, el pasaporte inmunitario en sí mismo no tiene por qué ser malo, incluso puede tener importantes ventajas en los planos personal, social y económico. Pero existen tantos riesgos de que no se aplique adecuadamente que cabe albergar una duda razonable sobre la conveniencia de ponerlo en marcha (…).

En cuestiones éticas a veces hay que decidir entre lo bueno y lo malo. Pero con más frecuencia, como en este caso de los pasaportes inmunitarios, se trata de elegir entre distintos cursos de acción que concilien de la mejor manera distintos bienes fundamentales en juego. En situaciones así se revela con toda claridad el papel fundamental de la virtud de la prudencia en la labor de legisladores, gobernantes y jueces para discernir y acertar en la decisión, y en el modo de llevarla a cabo.